Bajo la misma estrella – John Green – Recomendación

 

Me gustó el libro. Es uno de esos best sellers que no te hacen sentir que te tomaron el pelo. Y sí, lo recomiendo. La trama puede explicarse en tres patadas, como debe ser. Se trata de Hazel, una chica enferma de cáncer que, en una reunión del grupo de ayuda, conoce a Augustus, un muchacho del que Hazel termina enamorándose. Sin embargo, el tiempo para Hazel está contado ya que su cáncer no tiene cura. ¿Qué pasará con Hazel, qué pasará con Augustus, qué pasará con la madre de Hazel y con Sísifo, el hamster? Esas son las preguntas que lo mantienen a uno al borde del asiento durante todo el rato.

El libro tiene un lenguaje fresco, es fácil de leer. Muchos pasajes son encantadores, divertidos y los personajes tienen cierto grado de inteligencia que siempre viene acompañada con alguna característica absurda o torpe, como Hazel, que es una adolescente joven y universitaria, o Augustus, que es un chico carismático y muy singular a la vez que coqueto y galante. No hay que olvidar al escritor, Van Houten, un erudito cascarrabias alcohólico y soberanamente antipático.

En verdad, la historia hará volar la mente femenina, el romanticismo se ve enfatizado gracias al elemento de la muerte que siempre está de fondo. Los personajes, debido a su situación, enfrentan cuestiones mucho más duras que el común de las personas, lo que resulta inspirador en alguien de su edad. La obra tiene todo para ser del agrado del público femenino, palabra por palabra irán enamorándose de los personajes. En mi opinión, lo mejor de la obra es Hazel, ella le da vida y unión a todos los acontecimientos.

Bien, pasando a la materia literaria. No todo es miel sobre hojuelas. El inicio del libro es un poco chocante, es algo sensiblero, cursi… con decir que la primera frase del libro no tiene nada de especial. No es como aquellas frases de libros como Pedro Páramo, Frankenstein, Peter Pan, Aura, o muchos otros grandes libros a los que no les sobra nada y no les falta nada. En Bajo la misma estrella Se nota una clara diferencia entre el comienzo y el ritmo que el libro toma a partir de la mitad, cuando ya todo se vuelve mucho más claro y fluye. Los pasajes que conforman los capítulos en ocasiones son muy cortos y tiran el ritmo a la coladera, intentan acentuar algunas frases que pueden ser grandiosas pero muchas veces no lo son tanto o nada. Algunos recursos tipográficos son innecesarios. Al final del libro hay dos líneas que tiran el arte que ha logrado conseguir el autor con los últimos pasajes, aunque, eso es algo que se perdona porque la obra es buena.

La estructura es obviamente la que suele tener el cine, por lo que la futura adaptación no será problema. El recurrir a esa misma estructura de siempre, logra dar mucha efectividad a la hora de la lectura. En realidad la obra tiene un montón de irregularidades en la calidad narrativa, algunos pasajes son más sólidos que otros, pero uno ni se da cuenta, porque es realmente entretenida.

Yo leí este libro por recomendación de una amiga y no me arrepiento. Me agradó. El final es muy bueno, aunque las dos últimas líneas no lo sean. El autor no menosprecia al lector y eso se agradece, es genial que un best seller respete a sus lectores y no los tome por tontos, por lo general nos tratan únicamente como consumidores pero en esta obra nos entregan algo preciado, una ficción emocionante.

-Javier Trejo

Anuncios